domingo, 24 de diciembre de 2017

ESTACIONES DE SALTA Y JUJUY - Una mirada arquitectonica

INTRODUCCION

A lo largo de los siglos y del desarrollo de las distintas civilizaciones una de las manifestaciones artísticas fue sin duda la ARQUITECTURA.

Desde las construcciones megalíticas regadas por toda la Europa Occidental ya sea como construcciones para los antiguos cultos o los primeros monumentos ferroviarios, los templos y tumbas egipcias y las primeras agrupaciones urbanas de la Mesopotámica.

Fue precisamente en esta zona llamada “la Media luna de las tierras fértiles” es donde los historiadores sitúan el origen de las Civilizaciones y es precisamente donde encontramos los primeros elementos arquitectónicos como la columna y el arco, siendo en esta etapa los materiales más usados el adobe (1) y la piedra.

Pero más importante a nivel arquitectónico de los primeros siglos de nuestra historia (3.000 años a.c.) fueron las creaciones del Egipto Antiguo basado principalmente en el arte funerario como las pirámides, los hipogeos (2), además de las construcciones civiles y religiosas como los palacios y los templos.

Las manifestaciones artísticas, donde se incluye a la ARQUITECTURA, es la visión que tienen todos los hombres de la época en que les tocó vivir.

La búsqueda de la belleza, del equilibrio y de la perfección comenzará a darse con la Civilización Clásica encarnada por la Cultura Griega o Helénica. Y fue precisamente en las Polis griegas donde los nuevos elementos arquitectónicos surgirán con tal fuerza que llegarán hasta nuestros días.

Las órdenes arquitectónicas (Dórico, Jónico y Corintio) expresado en los soportes (columnas) con sus fustes acanalados y sus distintos capiteles que identifican a cada orden donde se asienta la techumbre que fueron de los más sencillos (sin adornos) como el Dórico hasta el más decorado (El Corintio) y la conformación del llamado entablamento con sus distintos elementos (3)  siempre en forma plana por la visión de equilibrio del hombre griego que no llegaron a utilizar el arco (creación de los pueblos de la Mesopotámica). Los griegos usaron además los materiales más finos para su construcción como ser los mármoles de distintos colores. 

Con los romanos llegan las construcciones utilitarias y monumentales y a ellos se le debe la creación de las cúpulas y el uso tanto de elementos griegos como el arco mesopotámico. Circos, anfiteatros, termas, forman parte de recreación; templos para los cultos y acueductos, vías y cloacas como servicios urbanos. Todas estas creaciones son la herencia arquitectónica que forma parte del legado romano.


                                                     EL COLISEO ROMANO


Con el triunfo del Cristianismo, la visión humanística cambia para exaltar a Dios, lo que va a dar lugar a nuevos estilos arquitectónicos que van acorde a las épocas del Medioevo como serán el Románico y el Gótico. A la piedra como elemento primordial de las construcciones se le agregará el ladrillo cocido y el estuco, además de el uso de las bóvedas comenzando con las más simples como la bóveda de cañón, para ir realizando las más complicadas como las de crucerías, las estrelladas, etc.

La llegada del Renacimiento hace resurgir los conceptos arquitectónicos de la Antigüedad Clásica pero con nuevos materias, nuevas técnicas; es el resurgir del individualismo que a partir de ahora ya no serán anónimas, sino que sus autores acreditan sus obras y desde el Renacimiento cada construcción será identificado su arquitecto o realizador. 
El Barroco es la síntesis del poder de la Iglesia en el aspecto espiritual y los palacios como el de Versalles que representa el poder político de la monarquía absolutista. En los siglos siguientes, la transformación viene de la mano de las Revoluciones Urbanas y en una de ellas,  la Revolución Industrial Inglesas nacerá, EL FERROCARRIL.




El nacimiento de los ferrocarriles está unido a la actividad minera e industrial situando su nacimiento en la Inglaterra del siglo XVIII. El surgimiento de la máquina a vapor inventada por Samuel Watt será el punto de partida de su uso tanto en la industrial textil como ferroviaria. Pero será recién en 1813 cuando una locomotora circule sobre rieles y en 1829 Stephenson, considerado el padre de los trenes, ponía en marcha “La Rocket”, la primera locomotora en remolcar vagones de pasajeros y de cargas., había nacido el medio de transporte conocido como EL FERROCARRIL.

La era Victoriana y la expansión colonial inglesa del siglo XIX van íntimamente ligadas con la llamada Segunda Revolución Industrial, como así también el descubrimiento de los nuevos combustibles, como el petróleo y sus derivados, además de la electricidad. Unido a ellos la invención del telégrafo, que producirá la gran expansión del ferrocarril en todas partes del mundo.


Pero los trenes debían partir de algún lado, lugar donde subirían los pasajeros y se cargaran las mercaderías, como así también donde arribarían, de esta manera nacieron las ESTACIONES, objetivo del presente trabajo.


                                        FRENTE DE LA ESTACIÓN CÓRDOBA MITRE


NOTAS
       (1) Ladrillo sin cocer hecho de barro y paja.
(2) Tumbas en el Alto Egipto excavadas en las rocas en el llamado Valle de los reyes.
(3) El arquitrabe, el friso y la cornisa.


NOTA: El presente es una transcripción del libro que escribí en el 2011 y no pude editarlo, verán que hay cambios en las lineas ferroviarias actuales con las mencionadas hace 6 años.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

ESTACIONES DE SALTA Y JUJUY - Una mirada arquitectónica

ESTACIONES DEL RAMAL C-18 Como los otros ramales salteños en este ramal encontramos varios modelos de construcciones, pero se destaca en...